BUSCAR EN GESTIONURBANA:

Introduce tu e-mail:


Webs de Turismo:

Descubre cómo es el principado de Andorra en esta guía de turismo, ocio y hoteles.

Conoce cómo son las Islas Afortunadas en www.visitarcanarias.com, una complejta guía de turismo, ocio y hoteles en Canaria.

Si quieres viajar a la capital de los Países bajos prepara tus vacaciones en visitaramsterdam.com.

Descubre Cuba en Visitar Cuba, una estupenda guía de turismo y cultura cubana.

Planea con todo detalle tu viaje a la República Dominicana desde visitarepublicadominicana.

No dudes en Visitar Costa Rica y disfruta de unas vacaciones inolvidables rodeado de la naturaleza más sorprendente de Centro América.


Anúnciate en GestionUrbana.es



México y España unidos contra el terrorismo en Morelia.

principesycalderonenmorelia1.jpg

A dos semanas del atentado terrorista en Morelia, capital del estado de Michoacán, el presidente Felipe Calderón invitó a los Príncipes de Asturias, Felipe de Borbón y su esposa Letizia Ortiz, quienes se encuentran de visita oficial en el país, a hacer un recorrido por esa ciudad.”Ambos pueblos estamos unidos en la construcción de un mundo libre de flagelos, como el crimen organizado o el terrorismo”, dijo el mandatario mexicano durante la ceremonia de bienvenida, que se realizó en la Ciudad de México.

Minutos después partió en comitiva con sus invitados especiales rumbo a tierras michoacanas, donde el pasado 15 de septiembre presuntos sicarios del cartel del Golfo conocidos como “Zetas” mataron a ocho personas e hirieron a más de cien con granadas de fragmentación que lanzaron en el centro de la ciudad.

Los príncipes de Asturias, Felipe de Borbón y Letizia Ortiz, comenzaron una visita oficial a México con un hecho cargado de simbolismos, viajar a la ciudad de Morelia, tierra de Felipe Calderón, precisamente a dos semanas del atentado con granadas ocurrido la noche de las fiestas patrias.

Ya no es sólo la búsqueda de una relación estratégica, el comercio o los lazos culturales e históricos lo que han unido a España y México, ahora son también los actos delictivos en contra de inocentes, para unos “actos criminales”, mientras que para otros “terrorismo”.

Ese fue el tema que predominó esta visita. Desde el mensaje de Calderón en la ceremonia oficial de recepción donde aseguró que ambas naciones están unidas “en la construcción de un mundo libre de flagelos como el crimen organizado o el terrorismo” hasta el recorrido por Cuitzeo, donde el mandatario mexicano se comprometió a llevar ante la justicia a todos los responsables de los hechos de la noche del 15 de septiembre.

La palabra terrorismo predominó. Fue esa palabra la que llevó al despliegue de cientos de policías y militares para esta visita oficial, pero sólo vigilada de cerca por el Ejército y federales; los policías municipales y estatales, estuvieron a distancia y sólo a disposición por si sus servicios eran requeridos.

Felipe de Borbón y Letizia Ortiz llegaron a México en “días difíciles”, como calificó el gobernador Leonel Godoy, pero fue una visita que agradeció el presidente Calderón, pues se convirtió, además de un signo de confianza, en una señal de respaldo internacional en la lucha que el Gobierno mexicano libra contra el narcotráfico y la delincuencia organizada, lucha que, según el príncipe, ganará México.

Apenas unos segundos quedó a la vista de los invitados la plaza de la tragedia donde siguen decenas de veladoras y flores en recuerdo de los fallecidos. Fue una mirada fugaz al sitio donde se cometió el “brutal y cruel atentado terrorista”, como lo llamó el príncipe Felipe, sin tapujos.

Fue una agenda amplia, veloz, que los llevó a oír a los Niños Cantores de Morelia, a charlar con los otros Niños de Morelia –los que llegaron en los tiempos de la Guerra Civil Española- a visitar una exposición de pintura novohispana y a una comida en el ex convento de Santa María Magdalena, en Cuitzeo, todo bajo los estrictos ojos vigilantes del Ejército que tomó calles, plazas y azoteas, para esta visita que, dijo Calderón, quedará en la memoria de los michoacanos.

Y, por cierto, me encuentro en la obligación, como español solidario con el sufrimiento de los ciudadanos de Morelia, ante la indiscriminada violencia terrorista en México,  de publicar un artículo que recibimos en la redacción de Gestiónurbana.es. titulado  “Terrorismo en Morelia” e independientemente de que encaje en  un blog sobre temática de ciudades y su gestión, puede que dicho testimonio nos enseñe a contemplar otras pespectivas, o puntos de vista,  que pudiendo considerarlo  fuera de contexto, mecece , sin duda, ser tenido en cuenta.

Fieles a nuestros valores de participación ciudadana y por la gravedad del caso ,  sin que sirva de precedente, pasamos a publicarlo.

Terrorismo en Morelia  

En la noche del 15 de septiembre, cuando se celebraba el grito de independencia, en Morelia, cuna ideológica de la independencia. La multitud se agolpaba frente a Palacio Nacional, Catedral, dando el grito y esperando los fuegos artificiales, y confundidos con el estruendo de los cohetes…  estallaron las granadas entre hombres, mujeres y niños. Así, el terrorismo ha nacido en Morelia, un hecho inédito en la historia social mexicana. Lejos casi el bicentenario que dio luz a pensamientos como el de Miguel Hidalgo, que andando en el Colegio que ahora lleva su nombre, ha dado origen a la lucha libertaria, a José María Morelos que decía “haber nacido en el jardín de la Nueva España”.

  La independencia ha estado presente en Morelia, desde la lucha contra la Colonia, la Revolución, la Reforma, los movimientos estudiantiles de los sesentas, la cuna del perredismo (de algún modo) y Felipe Calderón, presidente oriundo de esta ciudad. El 15 de septiembre es simbólico, y en este marco surgió el terror, con una violencia que ha florecido bajo el amparo de la corrupción. Por esto, el problema de la inseguridad pública en México pasa necesariamente por la corrupción. En instituciones públicas que terminan sirviendo al interés particular.  Distantes pero en la misma ciudad, los trabajadores de los Servicios de Salud, desde dos días antes del 15S, nos encontrábamos en “Paro” afectando las consultas externas en hospitales y centros de salud y la actividad administrativa, pero no el servicio hospitalaria y de urgencias. De tal forma, un trágico destino relacionó al primer paro de trabajadores en la Secretaría de Salud en el estado de Michoacán con un atentado violento que ha matado y mutilado a inocentes. La coincidencia posibilitó que rápidamente los médicos y enfermeras que se encontraban de guardia en el paro, atendieran a los lesionados de la explosión. 

Han transcurrido ocho días desde la noche fatídica del 15S, y el titular de la Secretaría de Salud, ha declarado “las vías de solución que han propuesto los empleados son ‘inatendibles’ dado que no se puede corregir un error con otro error, pues no hay sustento legal y financiero para atender sus exigencias” (La Voz de Michoacán, 23 de septiembre de 2008, p. 3 A). En el fondo, no solamente es inédito el hecho en la historia laboral de los trabajadores de dicha secretaría, sino muestra también la crisis de las instituciones públicas que afectan derechos de los trabajadores a efecto de resarcirse de los quebrantos, fraudes y malversación de los fondos públicos. Un terrorismo no es solamente el que avienta granadas contra la población indefensa, también lo es, cuando la autoridad roba el pan de los trabajadores.

   

Mario Alberto Gómez Maldonado

  

Septiembre 23, 2008.

Comentarios

No se puede comentar este artí­culo.